Dos niños presos de la vorágine de la justicia

By | Julio 30, 2017



El caso de Juana Rivas, que se ha fugado con sus dos hijos menores desobedeciendo una sentencia que le obligaba a entregárselos a su padre, Francesco Arcuri, es un choque de trenes. El resultado: una denuncia por violencia (presentada por la mujer) que no anda y otra por sustracción de menores (presentada por su expareja) que galopa, un sufrimiento general y ninguna solución en particular para los niños, de 11 y tres años.

Seguir leyendo.



INFORMACION COMPLETA AQUI

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *